VARIEDADES DIASTRÁTICAS Y DIAFÁSICAS.


Ya estaba mosqueao, porque cada vez que hacíamos un cambio de tren pues, no veas, qué historia… Ella esperaba con el equipaje, y yo tenía que ir pacá, pallá, y no paraba. Ara que, en Ginebra, cogimos casi to el equipaje, y lo faturamos. Porque en Suecia namás que te dejan entrar una botella de vino, otra de coñá y otra de… a ver, te dejan entrar una botella de coñá, otra de vino, pero no vino corriente, sino vino amontillao, y otra de anís. Bueno, nosotros llevábamos una maleta cada uno, y tres botellas en la maleta suya, y tres en la mía, que son lo único que te dejan entrar. Pero en el equipaje que faturamos iban nueve botellas más, tres en cada maleta. Y cuando llegamos allí, pasamos aduana, lo que más me mosqueó fue que me quitaron el perro, al llegar. Claro, fue por lo de la cuarentena !joder, qué mosqueo con el perro! Yo me quería volver otra vez pa España. Sí ¿tú sabes? De momento namás llegar y bajar del barco ya me se quitan el perro y después de una bronca allí, con todos aquellos pringaos, que yo no me enteraba. Nos montamos en un tacis para irnos pa casa, a la casa de su madre, la Elsita, que ya nos esperaba !y un frío que hacía en el taxi!, brrr… El taxi con calefaccción…!y a 25 grados bajo cero! Yo estaba muerto de frío. Y yo le decía de que nos vámonos pa España…”No hombre, que ya estamos aquí; ¿ahora nos vamos a volver patrás?” Y eso, que era en Goteburg, que es más pal Sur.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo EJERCICIOS LENGUA CASTELLANA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s