Archivo mensual: septiembre 2009

EL SUSTANTIVO Y EL ADJETIVO

EL SUSTANTIVO:

Categoría gramatical que se emplea para designar a los animales, personas, cosas, ideas…

Clasificación semántica:

  1. Sustantivos concretos: Son nombres de entidades que pueden percibirse con los sentidos: mesa, niño…
  2. Sustantivos abstractos: No se perciben con los sentidos:nación, engaño, amor, odio, contradicción…

Los abstractos los podemos clasificar en:

  1. Abstractos de fenómeno: designan acciones, estados o sus efectos, por ejemplo lectura, caminata.(Proceden de verbos)
  2. Abstractos de cualidad: Están relacionados con adjetivos y designan cualidades o propiedades de los objetos o de los seres, por ejemplo belleza, maldad.
  3. Abstractos de números o cuantitativos: Cuantifican tanto de forma precisa como de forma imprecisa, por ejemplo cantidad, montón.

Los sustantivos concretos pueden ser:

  1. Sustantivos comunes: clasifican la realidad.Son sustantivos considerados genéricos.Ejemplos: hombre, caballo, casa…
  2. Sustantivos propios: distinguen o particularizan a cada individuo de los demás de una misma clase, especie o género. Son sustantivos individuales.Siempre se escriben con letra inicial mayúscula. Pueden ser topónimos, hidrónimos, antropónimos…

Tipos de sustantivos comunes:

  1. Sustantivos contables: Aquellos que se pueden contar, son susceptibles de individualización. Mesa, silla…
  2. Sustantivos incontables: No son susceptibles de individualización: azúcar, agua…

Tipos de sustantivos contables:

  1. Sustantivos individuales: son sustantivos que en su forma singular, nombran a un solo ser como pluma, árbol, rosa. ..
  2. Sustantivos colectivos: son sustantivos que poseyendo una estructura de singular, nombran a un conjunto de número indeterminado de seres o cosas como plumaje, bosque, rosaleda, muchedumbre, gentío, bandada, coro, alameda.

El género del sustantivo:

Produce la oposición entre el masculino (-o, -e) y el femenino (-a).

  1. El sustantivo variable: Admite cambio de morfema flexivo para masculino y femenino: niño/a; gato/a…Además puede presentar otras tipologías; así podemos encontrarnos que se forma el femenino a través de un morfema derivativo: gallo/-ina…O puede darse el caso de que varíe incluso el propio lexema hombre/mujer; caballo/yegua, este último tipo de sustantivos se viene denominando “heterónimos”.
  2. El sustantivo invariable: No admite el cambio: Mesa, bolígrafo, pantalones…También presenta curiosidades. Por una parte tenemos un tipo de sustantivos “comunes en cuanto al género” en los que el artículo es el que presenta el cambio: el/la testigo…“Epicenos”: se distingue el sexo acompañando al sustantivo el modificador macho/hembra: la ballena macho/hembra…Ambiguos: los nombres admiten el artículo masculino y el femenino: el/la mar, calor, azúcar, calor, reuma, tilde…Otro detalle llamativo es el hecho de que en algunos sustantivos el cambio de género da lugar a otro significado distinto: suelo/a…En algunos casos el cambio de género da lugar a modificaciones de tamaño o forma: jarro/a; barco/a o incluso hace referencia al árbol y fruto: manzano/a; cerezo/a…

El número de los sustantivos:

Produce la oposición entre el singular (no tiene un morfema flexivo propio) y el plural (-s, -es) que indica dos o más individuos. Tabú/-es, coche/-s; camión/-es. Se emplea el morfema flexivo -S cuando la palabra acaba en vocal átona o ante algunos extranjerismos: niños, fan/-s. El morfema -es, se empleará ante nombres que rematan en vocal tónica que no sea -e: bisturíes (salvo mamás, papás, sofás) o en consonante: pantalones. Nombres invariables: la/s crisis, el/los paraguas

Casos especiales: “singularia tantum”: Está constituido por aquellos sustantivos que sólo poseen singular: fe, norte, sur…

“Pluralia tantum”: Formado por aquellos sustantivos que sólo aparecen en plural: nupcias, exequias… Sigue leyendo

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo APUNTES LENGUA

PÉREZ REVERTE. Permitidme tutearos, imbéciles.

Cuadrilla de golfos apandadores, unos y otros. Refraneros casticistas analfabetos de la derecha. Demagogos iletrados de la izquierda. Presidente de este Gobierno. Ex presidente del otro. Jefe de la patética oposición. Secretarios generales de partidos nacionales o de partidos autonómicos. Ministros y ex ministros –aquí matizaré ministros y ministras– de Educación y Cultura. Consejeros varios. Etcétera. No quiero que acabe el mes sin mentaros –el tuteo es deliberado- a la madre. Y me refiero a la madre de todos cuantos habéis tenido en vuestras manos infames la enseñanza pública en los últimos veinte o treinta años. De cuantos hacéis posible que este autocomplaciente país de mierda sea un país de más mierda todavía. De vosotros, torpes irresponsables, que extirpasteis de las aulas el latín, el griego, la Historia, la Literatura, la Geografía, el análisis inteligente, la capacidad de leer y por tanto de comprender el mundo, ciencias incluidas. De quienes, por incompetencia y desvergüenza, sois culpables de que España figure entre los países más incultos de Europa, nuestros jóvenes carezcan de comprensión lectora, los colegios privados se distancien cada vez más de los públicos en calidad de enseñanza, y los alumnos estén por debajo de la media en todas las materias evaluadas.

Pero lo peor no es eso. Lo que me hace hervir la sangre es vuestra arrogante impunidad, vuestra ausencia de autocrítica y vuestra cateta contumacia. Aquí, como de costumbre, nadie asume la culpa de nada. Hace menos de un mes, al publicarse los desoladores datos del informe Pisa 2006, a los meapilas del Pepé les faltó tiempo para echar la culpa de todo a la Logse de Maravall y Solana –que, es cierto, deberían ser ahorcados tras un juicio de Nuremberg cultural–, pasando por alto que durante dos legislaturas, o sea, ocho años de posterior gobierno, el amigo Ánsar y sus secuaces se estuvieron tocando literalmente la flor en materia de Educación, destrozando la enseñanza pública en beneficio de la privada y permitiendo, a cambio de pasteleo electoral, que cada cacique de pueblo hiciera su negocio en diecisiete sistemas educativos distintos, ajenos unos a otros, con efectos devastadores en el País Vasco y Cataluña. Y en cuanto al PSOE que ahora nos conduce a la Arcadia feliz, ahí están las reacciones oficiales, con una consejera de Educación de la Junta de Andalucía, por ejemplo, que tras veinte años de gobierno ininterrumpido en su feudo, donde la cultura roza el subdesarrollo, tiene la desfachatez de cargarle el muerto al «retraso histórico». O una ministra de Educación, la señora Cabrera, capaz de afirmar impávida que los datos están fuera de contexto, que los alumnos españoles funcionan de maravilla, que «el sistema educativo español no sólo lo hace bien, sino que lo hace muy bien» y que éste no ha fracasado porque «es capaz de responder a los retos que tiene la sociedad», entre ellos el de que «los jóvenes tienen su propio lenguaje: el chat y el sms». Con dos cojones.

Pero lo mejor ha sido lo tuyo, presidente –recuérdame que te lo comente la próxima vez que vayas a hacerte una foto a la Real Academia Española–. Deslumbrante, lo juro, eso de que «lo que más determina la educación de cada generación es la educación de sus padres», aunque tampoco estuvo mal lo de «hemos tenido muchas generaciones en España con un bajo rendimiento educativo, fruto del país que tenemos». Dicho de otro modo, lumbrera: que después de dos mil años de Hispania grecorromana, de Quintiliano a Miguel Delibes pasando por Cervantes, Quevedo, Galdós, Clarín o Machado, la gente buena, la culta, la preparada, la que por fin va a sacar a España del hoyo, vendrá en los próximos años, al fin, gracias a futuros padres felizmente formados por tus ministros y ministras, tus Loes, tus educaciones para la ciudadanía, tu género y génera, tus pedagogos cantamañanas, tu falta de autoridad en las aulas, tu igualitarismo escolar en la mediocridad y falta de incentivo al esfuerzo, tus universitarios apáticos y tus alumnos de cuatro suspensos y tira p’alante. Pues la culpa de que ahora la cosa ande chunga, la causa de tanto disparate, descoordinación, confusión y agrafía, no la tenéis los políticos culturalmente planos. Niet. La tiene el bajo rendimiento educativo de Ortega y Gasset, Unamuno, Cajal, Menéndez Pidal, Manuel Seco, Julián Marías o Gregorio Salvador, o el de la gente que estudió bajo el franquismo: Juan Marsé, Muñoz Molina, Carmen Iglesias, José Manuel Sánchez Ron, Ignacio Bosque, Margarita Salas, Luis Mateo Díez, Álvaro Pombo, Francisco Rico y algunos otros analfabetos, padres o no, entre los que generacionalmente me incluyo.

Qué miedo me dais algunos, rediós. En serio. Cuánto más peligro tiene un imbécil que un malvado.

Deja un comentario

Archivado bajo ARTÍCULOS

LOS RECURSOS RETÓRICOS.

1.- NIVEL FÓNICO

La materia fónica del discurso puede ser manipulada con la finalidad de conseguir un mensaje más bello y expresivo.

1.1.- Aliteración

Consiste en la repetición de un mismo sonido (vocal o consonante) dentro de una unidad sintáctica o métrica, con la intención de ayudar a expresar un concepto.

Ej.: con el ala leve del leve abanico (Rubén Darío)

Ej.: Una torrentera rojiza rasga los montes (Azorín)

1.2.- Onomatopeya

Imitación, mediante el lenguaje, de los sonidos naturales, reales: el significante sugiere acústicamente el objeto o la acción que significan.

Ej.: En el silencio sólo se escuchaba

un susurro de abejas que sonaba (Garcilaso)

Ej.: trallazo, chasquido, siseo, bomba

1.3.- Paronomasia

Consiste en la leve modificación de una palabra repetida. Esta modificación fonética origina una modificación sorprendente del significado.

Ej.: Le puso el piso en que posa

y ya sin coser se pasa

hondo hastío; no es la casa

lo que quiso … es otra cosa. (Unamuno)

1.4.- Palindromía

Consiste en construir una oración o un verso de tal manera que diga lo mismo leído de izquierda a derecha que de derecha a izquierda.

Ej.: Dábale arroz a la zorra el abad

2.- NIVEL MORFOSINTÁCTICO

Estudiamos en este apartado aquellos recursos que dislocan la estructura “ideal” de la frase, bien porque se añaden elementos, se suprimen, repiten o se cambia el orden.

2.1.- Anáfora

Repetición de una o varias palabras al principio de cada unidad sintáctica o verso.

Ej.: Mientras las ondas de la luz al beso

palpiten escondidas;

mientras el sol las desgarradas nubes

de fuego y oro vista;

mientras el aire en su regazo lleve

perfumes y armonías;

mientras haya en el mundo primavera,

¡habrá poesía! (Bécquer)

2.2.- Epífora

Repetición de elementos iguales o similares al final de dos o más unidades sintácticas o métricas. (Es poco frecuente en verso, pues no se admite la repetición de la misma palabra como rima).

Ej.: Siendo, pues, yo criado en casas de príncipes, y comiendo

pan de príncipes, y siendo cronista de príncipes … (A. de Guevara)

2.3.- Geminación (reduplicación)

Repetición de una palabra o grupo de palabras en contacto.

Ej.: Abenámar, Abenámar

moro de la morería,

Ej.: ¡Fuego, fuego, zagales, agua, agua! (Tirso de Molina)

2.4.- Epanadiplosis

Los elementos repetidos se colocan al principio y al final de la unidad sintáctica o métrica formando un marco.

Ej.: Verde que te quiero verde (Lorca)

2.5.- Polípote

Modificación flexiva de una palabra sin producir cambios semánticos llamativos, sino solamente una modificación morfológica (cambios de los accidentes gramaticales).

Ej.: ¡Vive Dios, que la he de ver!

Veréis la mayor belleza

que los ojos del rey ven (Tirso de Molina)

2.6.- Derivación

Se produce esta figura cuando aparecen palabras que mantienen la misma raíz etimológica.

Ej.: mas, por si acaso me engaño,

escuchad el desengaño, (Tirso de Molina)

2.7.- Sinonimia

Consiste en poner una palabra distinta en cuanto al significante pero igual en cuanto al significado.

Ej.: Está vacía Roma, de pronto está sin nadie. (Alberti)

2.8.- Pleonasmo

Se trata de una repetición del contenido, superflua desde el punto de vista informativo, porque el contenido del elemento repetido ya está en el antecedente.

Ej.: Lo vi con mis propios ojos.

2.9.- Dilogía

Repetición de la misma palabra con un significado distinto.

Ej.: Cruzados hacen cruzados,

escudos pintan escudos,

y tahúres muy desnudos

con dados ganan condados (Góngora)

2.10.- Calambur

La agrupación distinta de dos o más palabras con el mismo o muy parecido valor fonético produce un significado distinto.

Ej.: Oro parece, plata no es

Ej.: si el Rey no muere,

el reino muere.

2.11.- Hipérbaton

Consiste en una alteración del orden lógico de las palabras en la oración.

2.12.- Quiasmo

Es la posición cruzada de cuatro miembros, que a menudo expresan conceptos distintos. Los elementos cruzados pueden ser idénticos o distintos (quiasmo semántico).

Ej.: ¿Siempre se ha de sentir lo que se dice?

¿Nunca se ha de decir lo que se siente? (Quevedo)

2.13.- Paralelismo

Varias unidades sintácticas de igual o parecida estructura aparecen en un contexto. La repetición de estructuras puede ser literal, parcial o completa; también puede darse una coordinación de elementos distintos pero de identidad sintáctica.

Ej.: a sus suspiros, sorda,

a sus ruegos, terrible,

a sus promesas, roca. (Tirso de Molina)

2.14.- Enumeración

El tema se comunica a través de la acumulación de una serie de detalles.

Ej.: E en su casa fazía perfumes, falsaua, estoraques, menjuy,

animes, ámbar, algalia… (F. de Rojas)

2.3.2.- Descripción

La descripción amplía la información presentando detalles acerca de objetos y acciones, lugares (topografía), tiempo (cronografía) y personas (retrato). Dentro de la descripción de personas distinguimos entre prosopografía (descripción exterior o física de una persona) y etopeya (descripción de cualidades espirituales, virtudes morales, carácter…)

2.15.- Polisíndeton

Consiste en la unión de varios elementos por medio de conjunciones.

Ej.: Ven, que quiero matar o amar o morir o darte todo (V. Aleixandre)

2.16.- Elipsis

Omisión (supresión) de una o varias palabras sin impedir la comprensión de lo expresado.

Ej.: Lo bueno, si breve, dos veces bueno (B. Gracián)

2.17.- Asíndeton

Es la agrupación sin conjunciones de elementos que podrían ir coordinados.

Ej.: La delicia, el poder, el pensamiento,

aquí descansan (Luis Cernuda)

2.18.- Interrogación retórica

Pregunta de la que no se espera respuesta o que la contiene implícitamente.

Ej.: ¿Qué se hicieron las damas,

sus tocados e vestidos,

sus olores?

¿Qué se hicieron las llamas

de los fuegos encendidos

d’amadores? (J. Manrique)

2.19.- Apóstrofe

El hablante no se dirige directamente a sus oyentes sino a su adversario

en el discurso, a personas ausentes (mitológicas, históricas, imaginarias), a cosas o conceptos abstractos. Consiste en la invocación, exclamación o pregunta dirigida con vehemencia.

Ej.: ¡Ay Harlem! ¡Ay Harlem! ¡Ay Harlem!

¡No hay angustia comparable a tus ojos oprimidos! (Lorca)

2.20.- Exclamación

Se emplea normalmente para expresar los afectos mediante una adecuada modificación de la pronunciación (vocativos, signos de exclamación).

Ej.: Amigo de sus amigos,

¡qué señor para criados

y parientes !

¡Qué enemigo d’enemigos!

¡Qué maestro d’esforçados

e valientes! (J. Manrique)

3.- NIVEL LÉXICO-SEMÁNTICO

3.1.- TROPOS

Los tropos son figuras de carácter semántico mediante las cuales se hace tomar a una palabra una significación que no es su significación propia. Se trata, pues, de un fenómeno de sustitución con desplazamiento del valor semántico.

3.1.1.- Comparación (símil)

Consiste en relacionar expresamente dos ideas, objetos, o un objeto y una idea, en virtud de una analogía entre ellos. Tienen que aparecer partículas comparativas: como, tal, así, parecido a… Si suprimimos esta partícula nace la metáfora.

Ej.: ¡Cuánta nota dormía en sus cuerdas

como el pájaro duerme en las ramas,

esperando la mano de nieve

que sabe arrancarlas! (Bécquer)

Ej.: Danone. Tan natural como la naturaleza.

3.1.2.- Metáfora

Cambio de significado por el cual un significante adopta un significado distinto al propio en virtud de una comparación no expresa.  Se sustituye el término propio por otro cuya significación está con él en una relación de analogía.  Tradicionalmente se define como una comparación abreviada (Carmen es (como) una serpiente).

Distinguiremos dos tipos de metáforas:

a) Impura: A (plano real) es B (plano imaginario)

Ej.: Nuestras vidas (A) son los ríos (B)

que van a dar a la mar ( B’ )

que es el morir ( A’ )

b) Pura: B en lugar de A

Ej.: Coged de vuestra alegre primavera

el dulce fruto antes que el tiempo airado

cubra de nieve la hermosa cumbre.      (Garcilaso)

3.1.3.- Sinestesia

Consiste en atribuir a un sentido cualidades de otro sentido (ver sonidos, oír colores, etc.).

Ej.: Aromas sonoros, mirada musical

Ej.: con terciopelado estruendo (Góngora)

Ej.: Sanyo: El color se oye mejor.

3.1.4.- Símbolo

Un símbolo es una imagen física que sugiere algo no perceptible físicamente (una idea, un sentimiento). Ejemplos: ocaso = decadencia, muerte; camino = vida; sauce = tristeza; ciprés = muerte.

Ej.: Este buitre voraz de ceño torvo        ( angustia )

que me devora las entrañas fiero

y es mi único y constante compañero

labra mis penas con su pico corvo. (Unamuno)

3.1.5.- Alegoría

Suele definirse como una metáfora continuada ( o una serie de metáforas ) para expresar una significación oculta o simbólica.

Ej.: Pobre barquilla mía (vida)

entre peñascos rota (peligros)

sin velas desvelada (desvalida)

y entre las olas sola; (embates del mundo)             (Lope)

3.1.4.- Metonimia / sinécdoque

Consisten en la sustitución de una expresión semánticamente más amplia por otra semánticamente más restringida o al revés. Establecen una relación de contigüidad que permite sustituir un término por otro. Difieren por el tipo de relación entre el término sustituido y el sustituyente. Observemos ejemplos que presentan distinto tipo de relaciones:

Ej.: la parte por el todo: diez cabezas de ganado = diez reses

Ej.: el singular por el plural: el español es valiente

Ej.: lugar de procedencia: el Cádiz

Ej.: el continente por el contenido: tomar unas copas

Ej.: el instrumento por el agente: Cervantes fue la mejor pluma de …

Ej.: el autor por la obra: leer a Calderón

3.1.7.- Perífrasis (alusión perifrástica)

Se trata de un medio expresivo para aludir a algo evitando su nombre, dando un rodeo (circunloquio).

Ej.: Allegados son yguales

los que viven por sus manos

e los ricos (J. Manrique)

3.2.- FIGURAS REFERENCIALES (semánticas y léxicas)

3.2.1.- Antítesis

Figura que consiste en asociar dos términos que se oponen.

Ej.: Lealtad en el buen amigo,

traición en el enemigo,

en la noche oscuridad,

y en el día claridad. (Tirso de Molina)

Ej.: Vestimos los pies usando la cabeza. (Calcetines Punto Blanco)

3.2.2.- Oxímoron-Paradoja

En este caso se unen dos conceptos que, desde un punto de vista lógico, se excluyen mutuamente, pero que en el contexto se convierten en compatibles.

Ej.: Busco en la muerte vida,

salud en la enfermedad,

en la prisión libertad

y en lo cerrado salida,

y en el traidor lealtad (Cervantes)

Ej.: SEAT 133: un pequeño gran coche.

3.2.3.- Lítote

Es la sustitución de una expresión por la negación de su contrario.

Ej.: Sennor Sancto Domingo, dizlo la escriptura,

natural fue de Cannas, non de baxa natura (Berceo)

3.2.4- Personificación (prosopopeya)

Consiste en atribuir a los seres no racionales cualidades humanas (antropomorfización).

Ej.: el río sacó fuera

el pecho y le habló desta manera:

“en mal punto te goces, (Fray Luis de León)

Ej.: Eurocard, la tarjeta que dice mucho.

3.2.5.- Hipérbole

Se emplea cuando se quiere expresar algo exagerándolo de forma intencionada, aumentando o disminuyendo el objeto, la idea o la situación. (Ej.: muerto de hambre).

Ej.: Por una mirada, un mundo;

por una sonrisa, un cielo;

por un beso … yo no sé qué

te diera por un beso. (Bécquer)

3.2.6.- Ironía

Sustitución de la expresión propia por la contraria: se dice lo contrario de lo que se piensa, pero de forma que el receptor reconozca la verdadera intención del emisor. Cuando se hace con intención cruel e hiriente hablamos de sarcasmo:

Ej.: ¡Buena pieza estás tú hecho!

3.2.7.- Desplazamiento calificativo (hipálage)

Consiste en atribuir a algo el acto, la idea o cualidad que conviene a un objeto cercano.

Ej.: Cómo resuena el rojo reír del mirlo (Juan Ramón Jiménez)

Ej.: El trino amarillo del canario (Lorca)         canario =  amarillo

3.2.9.- Epíteto

Es un adjetivo, innecesario semánticamente, que se añade al sustantivo para embellecer la expresión o resaltar una cualidad.

Ej.: Clara luz

Deja un comentario

Archivado bajo APUNTES LITERATURA

EL TEXTO CIENTÍFICO-TÉCNICO

*

Concepto

*

*

*

*

*


Aspectos

 

pragmáticos
*

*

*

*

*

*

*

*

Aspectos

 

estructurales

*

*

*

*

*

*

*

*

*



 

 

 

 

 

 

 

 

 
Características

*

*

*

*


 

 

 

 

 
Aspectos

 

lingüísticos

 

  • Es el conjunto de discursos producidos por la ciencia, concebida como el estudio de la realidad física
  • La finalidad es la de servir como vehículo de transmisión de una serie de conocimientos y descubrimientos
  • Los textos en los que puede aparecer: conferencias, debates, ponencia, artículos, ensayos, informe, monografías, tratado
  • Emisor: conocedor o especialista del tema que trata
  • Función: la predominante es la referencial; tb la apelativa y metalingüística
  • Receptor: es alguien motivado por el conocimiento de la realidad que presenta
  • Situación y canal: oral (conferencia, debates, ponencia) / escrito (artículo, ensayo, informe, monografía, tratado)
  • Código: convencional, monosémico y formulario

I. Según su destinatario:

> Textos especializados: caracterizado por la precisión y el rigor conceptual

> Textos académicos: posee una finalidad didáctica y una cierta claridad expositiva

> Textos divulgativos: destinados a un público amplio con una “cultura general”

II. Según la variedad del discurso:

> Demostración científica: típico de los textos especializados, es un texto argumentativo que pretende demostrar una tesis determinada

> Explicación de conceptos y teorías: aparece en los textos académicos y divulgativos; se trata de un texto expositivo que pretende mostrar una serie de hechos científicos

> Descripciones técnicas: aparece en los textos que pretenden explicar las características de ciertos productos, objetos, animales.

> Instrucciones técnicas: habituales en los manuales de uso de aparatos, programas informáticos, etc. Su finalidad es enseñar su aplicación y manejo

  • Nivel culto y registro formal
  • Objetividad
  • Universalidad
  • Claridad
  • Precisión
  • Terminología científica

 

  • Morfología
  • Sintaxis
  • Semántica
  • Abundancia de estructuras nominales
  • Preferencia por los sustantivos abstractos
  • Adjetivación específica y denotativa
  • Abundancia de verbos en presente atemporal (gnómico)
  • Preferencia por las construcciones paratácticas
  • Abundancia de construcciones de carácter explicativo
  • Oraciones impersonales con se y pasivas reflejas y perifrásticas
  • Uso de tecnicismos (terminología)
  • Términos precisos, unívocos, monosémicos, denotativos
  • Símbolos y fórmulas
  • Creación de términos: derivación, composición, siglas
  • Formación de locuciones nominales

Deja un comentario

Archivado bajo APUNTES LENGUA

EL TEXTO LITERARIO

*

Concepto

*

*

Características

*

*

*

*

Aspectos

pragmáticos

*

*

*

Rasgos

lingüísticos

*

*

*

*

Tipología

textual

*

*

*

*

*

*

*

*

*

*

Características

formales

  • Creación artística autónoma que busca llamar la atención sobre sí misma respecto a la forma y al contenido
  • Los textos en los que puede aparecer: textos literarios, periodísticos, publicidad
  • Función predominante: estética o poética
  • Alto grado de elaboración y formalización
  • Captatio benevolentiae
  • Lenguaje literario: connotación, extrañamiento y desviación expresiva
  • Emisor: expresión de la sensibilidad y la visión del mundo
  • Receptor: múltiple e indeterminado
  • Canal: perdurabilidad e inalterabilidad
  • Contexto: ficcional y referencialidad
  • Mensaje: creación artística (autonomía)
  • Código: lenguaje literario (formalizado)
  • Léxico funcional
  • Léxico variado y llamativo: uso de palabras cultas dotadas de sonoridad y fuerza pictórica
  • Empleo de giros sintácticos especiales: focalización/ tematización
  • Carácter connotativo del lenguaje
  • Uso abundante de recursos expresivos pertenecientes al plano fónico, morfosintáctico, léxico-semántico y pragmático
  • Géneros literarios
  • Lírica: expresión de los sentimientos del yo lírico bajo la perspectiva de presente. Función expresiva
  • (Épico-)Narrativa: relato de un acontecimiento en 3ª persona y en pasado por medio de un narrador. Función representativa
  • Dramática: conflicto dialéctico entre diversos personajes que se reparten por un escenario. Función apelativa.
  • Lírica: himno, oda, canción, elegía, égloga, romance, villancico, …
  • Épico –narrativo: epopeya, romance, novela, cuento, leyenda, …
  • Dramática: tragedia, comedia, drama, drama, auto sacramental, …
  • Narración, descripción, diálogo
  • Exposición, argumentación
  • Subgéneros
  • Formas de discurso
  • Narrativa
  • Narrador: omnisciente, observador, testigo, personaje; objetivo/subjetivo
  • Personajes: planos/redondos; protagonista/secundario; caracterización
  • Espacio –tiempo: abierto/cerrado; tiempo de la historia/del discurso
  • Poema, estrofa, verso
  • Rima
  • Recursos estilísticos
  • El diálogo dramático
  • Personajes: caracterización (directa/indirecta)
  • Escenografía (teatralidad)
  • Acotaciones/apartes
  • Lírica
  • Dramática

Deja un comentario

Archivado bajo APUNTES LENGUA